Menu

Este sitio usa cookies y tecnologías similares. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso.

Cerrar

Hay que comer...¡de todo!

Escrito por 
Una dieta equilibrada puede contener todo tipo de alimentos Una dieta equilibrada puede contener todo tipo de alimentos

A veces cuando alguien come bien y de todo, ese “de todo” no deja muy claro los alimentos que deberían formar parte de una dieta equilibrada y cuales no. Por ello no todas las personas tienen un mismo concepto de dieta sana, y es por ello que hay tantas formas de alimentarse como personas.

La cuestión es que queremos comer sano pero sin privarnos de nada, y parece que la única forma de comer de forma adecuada es estar a dieta constantemente. Por favor, desterremos esa idea. Sobre todo si tenemos a nuestro alcance productos de una elevada calidad y variedad.

Comer de todo implica que lípidos, hidratos de carbono, proteínas, vitaminas y minerales sean ingeridos en cantidades suficientes, aunque sin embargo no siempre los tomamos en la proporción adecuada. Cereales, legumbres, verduras, hortalizas, carnes, pescado, huevos y lácteos, son grupos de alimentos ampliamente consumidos, pero sabemos que todos los días no debemos tomar carne roja y que en cambio sí debemos tomar frutas y hortalizas a diario.

En este sentido, menuterraneus te puede ser de gran ayuda. No es necesario que te estudies cuantas raciones de carne roja o cuantas de huevos debes comer por semana. Deja que nosotros planifiquemos tu menú equilibrado por ti!

Comer de todo significa que se pueden comer todo tipo de alimentos, en su justa medida. Bollería, alimentos fritos, refrescos azucarados o embutidos no deben consumirse habitualmente, y esto es algo que casi cualquier persona conoce o ha oído en alguna ocasión. Pero no debemos hablar de ellos como alimentos “prohibidos”, sino de “consumo limitado”. Si nuestra dieta habitual es equilibrada no pasa nada porque de manera ocasional nos tomemos un trozo de tarta en un cumpleaños o un pequeño aperitivo, a base de embutidos por ejemplo.

Un desayuno adecuado, tomar verduras y fruta fresca todos los días, cocinar usando técnicas más saludables, como asar o a la plancha, no abusar de los lácteos enteros, tomar alimentos integrales y comer las cantidades adecuadas, no quedarnos cortos ni pasarnos. Si seguimos pautas de este tipo estaremos encaminando nuestra alimentación hacia una versión más equilibrada. Y no todo son ensaladas y manzanas, sino que los guisos tradicionales de nuestras madres, la paella de los domingos, las tapas del fin de semana, el trozo de bizcocho del desayuno… tienen cabida en nuestra dieta, siempre que entendamos que con una buena dieta de base podemos “comer de todo”.

Raquel León

Raquel León es diplomada en Nutrición Humana y Dietética, licenciada en Ciencia y Tecnología de Alimentos, con un máster en Nutrición Deportiva y Cineantropometría.
email: rllnutricion@gmail.com
  • AURA

    Hola amigos,
    necesito que me ayudéis a elaborar un menú de cenas saludables para una persona de 47 años que acaba su jornada a las 23:30h. a media tarde hace merienda floja. Que sería conveniente?? Merienda fuerte y no cena a esas horas o bien cena floja a esa hora.
    gracias.

    publicado por AURA Miércoles, 25 Marzo 2015 18:02 Enlace al Comentario
  • Alex

    Totalmente de acuerdo. Variedad y comida sana. Evitar los alimentos procesados.

    publicado por Alex Miércoles, 18 Marzo 2015 10:25 Enlace al Comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el Código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.

volver arriba


Twitter

Linkedin
Facebook
Google +